Logo Clubplaneta
COMPÁRTENOS
FaceBookTwitterGoogleCorreoPin it

Buscar en el portal
Esquina
www.elkiosko.com.mx/ >La pareja>Sex appeal>
Esquina


Publicidad

Publicidad



Publicidad

Sex appeal

Algunos diccionarios definen al sex appeal como "El atractivo físico o cualidades personales que despiertan a otros sexualmente". "Es el poder de atraer sin que intervenga directamente el físico".

En las definiciones anteriores existen dos elementos claves relacionados con el sex appeal: el físico y las cualidades personales entendiéndose como virtudes, ahondemos en cada uno de estos dos enfoques y veamos cual nos convence más.

Para los que opinan que el poder de atracción se basa en lo físico, este estudio lo respalda. Hace algunos años un exhaustivo análisis realizado por expertos británicos en psicología evolutiva de la Universidad de Brunel (en Reino Unido), querían comprobar si tal como predice la teoría evolutiva, un cuerpo asimétrico se relaciona con la enfermedad y se considera una mala opción como pareja.

La investigación dirigida por William M. Brown se apoyó de un explorador óptico de tres dimensiones con el que crearon imágenes detalladas de los cuerpos de 77 jóvenes voluntarios, de los cuales 40 eran varones y 37 mujeres; con una media de edad de 20.9 años para ellos y de 20.5 años para ellas.

24 sistemas ópticos captaron y recogieron sus medidas con una exactitud milimétrica. Cada uno de los 24 rasgos utilizados para determinar las cambios en las asimetrías corporales fueron tomados al menos dos veces y en diferentes posiciones, éstos fueron cuello, hombro, pecho, bíceps, tobillo, muslo, rodilla, etcétera.

Las imágenes escaneadas y los vídeos realizados en 360 grados fueron mostrados a 87 evaluadores, todos ellos también entre los veinte años y de ambos sexos; ellos se encargaron de calificar los cuerpos que les resultaban más atractivos en una escala de 100 milímetros.

El resultado fue contundente: los cuerpos simétricos les resultan más atractivos sexualmente sin importar la raza, el color del pelo o la luz, y desde luego que esa simetría era muy diferente según el sexo de la persona en cuestión.

Los hombres elegían mujeres con una cintura pequeña y cadera grande, pechos de gran tamaño y piernas largas porque tiene que ver con su mayor índice de fecundidad, lo que las hace más atractivas.

Y para las mujeres un hombre fuerte (altura, hombros anchos, piernas más cortas) era mucho más atractivo, porque la selección sexual habría dado el éxito a quienes vencen en una competencia y cuyo contrincante tiene un cuerpo débil.

El estudio concluye que efectivamente la simetría corporal está directamente relacionada con la atracción sexual humana.

Sex appeal, de adentro hacia fuera....

Este desde luego es un punto de vista muy bien sustentado, sin embargo todavía hay quienes opinan que el sex appeal no se encuentra en lo exterior sino dentro; en la manera en como te comportas, te expresas, al mostrarte natural y seguro de si mismo (a). Tal vez esto lo puedas comprobar cuando en alguna ocasión te encuentras frente a alguien que físicamente no es atractivo pero su forma de hablar, moverse y de verse tan natural te envuelve.

Los que están a favor de este enfoque dicen que todos tenemos esa capacidad de atracción pero sólo algunos la ponen en práctica basándose en el conocimiento de si mismo; al saber sus cualidades y defectos.

Así que si el sex appeal es innato, sólo tenemos que aprender a manifestarlo y potenciarlo, ¿de qué manera?

  • Conociéndote.
  • Valorándote.
  • Al sentirte y actuar como una persona auténtica.
  • Dando lo mejor de ti mismo.
  • Siendo humilde.
  • Viviendo con optimismo.

El sex appeal concluyen, es más que un cuerpo bonito tiene que ver con una actitud, con una seguridad interna.

Y si queremos fortalecer aún más nuestro sex appeal, ayudémonos de algo más concreto, para ellos nos basaremos en otro estudio realizado por un grupo de científicos europeos, específicamente de la universidad de Stirling y Aberdeen.

Ellos mostraron tres imágenes de una misma persona (mirando de frente, de lado, de frente y sonriendo), a un grupo de gente para que opinara en que imagen les parecía más atractiva, dando por conclusión que una mirada intensa y directa a los ojos más una gran sonrisa, es suficiente para ejercer el poder de la atracción, dándole menor importancia a la belleza, la estatura o complexión.

Política de Privacidad Contacto